Textos desde 2007 a la actualidad.

Brevedades. Que los Trazos sean flechas
como las que arroja el Inconsciente cuando
nos deja arrojados.

06 febrero, 2018

A los Pasajeros del Trazo.

Querida Gente, un aviso:
este Blog carga con lentitud, si eso les ocurre y les parece que se les cuelga, esperen, denle una oportunidad a esos tiempos, si lo desean, y así podremos concretar el encuentro.
……………………………..

Me gusta darle una oportunidad a la espera, ese trozo de silencio que siempre habita la Palabra, la creo también una manera de la Escritura.
Si se diera alguna demora será siempre, y entonces, una manera de mi Trazo en esa  otra Escritura. 

Muchas gracias a los Pasajeros del Trazo, a los declarados y a los silenciosos.
Agradezco amorosamente a todos los Pasajeros que sostienen con tanta lealtad su permanencia, soportando mis demoras y hurgando entre Los Trazos para recrear la Letra más allá de la Escritura reciente.

Que ruede la Letra, y que sea posible en su imposible.
Y por supuesto, siguen invitados siempre a vuelta de Pluma.
Mi Abrazo para todos ustedes.
Virginia.
LosTrazos.

Brevedades.

Que LosTrazos sean flechas como las que arroja el Inconsciente cuando
nos deja arrojados.
.......................................

Poemas al Trazo. Letras Breves.

Si la Poesía entrada Silencios da dos taconazos y nos deja
en el lugar más centrado de la Existencia,
es tan Poesía.
................................


Jirones y Brevedades. Bordes y desbordes de la Palabra .
Quien se deje ganar por la flecha del Inconsciente no importa con qué procedimiento lo realice, importa con qué  valentía lo cometa.
Hay Poesía si hay valentía cometida y la voz del ventrílocuo burlando la palabra vacía.
El Poeta se atreve a su ventrílocuo a su pesar, a contra-canon.
Des-trazar, descerrajar la Palabra para entregarla en jirones; desbordes en equilibrio Lírico, epopeya incorrecta, como todo lo Bello.
Entonces tan Bello, tan Poesía, si lo logramos.
Nacer en la mitad del texto,
sola,
sin folios ni márgenes
El estado del nombre en
ese mar,
hundidos los motivos y
las hojas,
en torbellino, alterarse
y soportarlo
y tal vez, sólo tal vez.
el Poema.
Imperfecta
el verso la ama sin motivo,
y la recita,
recita su nombre provisorio
y sus  lunas.
Hay atardeces como barcas,
hacen sombras de trigo
miran su mirar
nos miran escribir
nos escriben.
Acostumbrados a la pena
a todas esas barcas
a los erizos y las alturas
a tanta solemnidad
y tanta lluvia.
ahora que...
Abandonada y en fuga, sin acaso
la pluma atrapa su última
vocal, pero sigue itinerante
llena y vacía, a la espera.
Si tuvieras la oportunidad
de la Palabra
debería ser breve y ardua.

23 enero, 2018

En el origen, sólo los insectos
ven su derrotero
nosotros arrastramos humedades
y pájaros hasta el pasaje.
La especie queda en la puerta
del jardín.
En el umbral,
levanta manos y devoción
Hay que partir las horas
y ponerlas a hablar.
Darwin juega con el origen
arrastra gusanos hasta el borde
de su tierra y los hace pájaros.
Un Capellán bendice los interrogantes.

11 enero, 2018

En la calle del corazón hay
criaturas del Tánger y mariposas
y un mar de tabaco,
algunos colores huelen a cereal como
los huérfanos y las madres.
Las mujeres con destinos cansados
son islas sin cobijo y miran el mar.
Escribirse el cuerpo y recitarlo
que su espesura sea la técnica
de la hoja
con sus mitos y sus dedos mojados
de vinos y de sombras.
Y ser la Obra.
En  estado de mar, su inocencia circular
insiste con sus luces y sus garras
extremadamente sí.
Migra detenida con una soga
en su lado buey, con la navaja
en el hueco de su pan.
Oliendo salva su destreza de
resistir, ella es el oro y la oliva
y su disparo al límite es diente.

08 enero, 2018

Ardua, descalza
tan breve y de corazón arrojado,
deberá volar sobre los añicos
extraña al viento
y dejar contra su mano el
descanso de la hoja.
Que el Poema sea el Puente
y la granada.

04 enero, 2018

Navegar la espera de la carne
en la boca de una rosa.
El océano arroja despedidas
semillas de Poeta
rodajas vueltas mar.
Bebamos nuestra sed hasta el reverso, que el Mundo sea una olla, 
el viaje de una mariposa, que muerda pero no falte, que se esparzan 
madres y canelas sobre el hule, y Dios sea la cuchara.

03 enero, 2018

El amor canta al borde de la lujuria
Amanece
el mundo es silencio
es vengo por ti
la sombra en la espesura

y en el fondo, una violeta.
Despierta entre pájaros de mar
No hay pedazos ni cordones,
hay la dádiva infinita de la orilla
Y eso alcanza.

01 enero, 2018


2018


Que 2018 llegue y sea como una vendimia, como una escritura después de lluvia, como una tardecita de verano, como la buena amistad.

Y desde ya que abunde la salud y que haya más que suficiente pal puchero que cada quien tenga armado.

Feliz 2018 para todos los queridos Pasajeros del Trazo.
Mi Abrazo para todos.

27 diciembre, 2017

Trazos prosaicos.

Dejarse tejer por la Palabra y que la sombra diga detrás de la Trama.
.......................................

No escuché el Mundo, estaba a la sombra de alguna obsesión pero no di con esa Palabra.
................................................

A la madrugada, a la hora de las hechiceras, enciendo el fuego de la Letra sobre las 
baldosas, pero se escapan. Indigna yo, muriendo de Palabras, y tan muda.
.................................................

25 diciembre, 2017

Navidad diciembre 2017.

Tintinea, viene como el trigo,
como las almendras y las castañas
viene anunciando que viene a fundar
tu Mundo, otra vez.
Pongamos Magia en el tiempo
secreto de los tiempos.
..........................

Feliz Navidad a todos los queridos Pasajeros de Trazo.
nos unen años e intensidades, nos hilvana este taconazo 
entre brevedades y Silencios que es la Poesía, 
y yo lo siento premio divino.
Gracias por estar tanto, siempre.

Mi abrazo para todos y cada uno.

Virginia.


23 diciembre, 2017

Eran islas, desiertos temporales
los trozos de lejos
los trozos de cerca,
ninguna pasión en esa tierra
ningún reflejo, ni barca, ni pasión
sólo la orfandad de la genética
que dicta cuáles cuerpos heredan.
Hay siempre ese Poeta que mejora
tu Humanidad
que limpia el día
que pone en tu falda el Mundo,
la fruta de la loca sombra,
del silencio.
Detengo la Palabra,
cae el silencio que separa
la raíz de la mordaza.
La loca duele los Poemas
hasta su Poeta
dejará de amarse si su cuerpo
no reconoce la Palabra
Verá que junio fue y no insiste
y que su huella queda sólo
en el desierto o en el agua,
El vientre de un hidrante busca
su carne.
Era Instante y causa
Era un cristal,
una plegaria.

22 diciembre, 2017

Se va a la soledad del perro
a vivir en el ladrido
en la astilla
Campo yermo sin letra
ni colores.
Tan noche
tan recién legada.
En el borde alguien
escribe su historia
que ya fue escrita.

11 diciembre, 2017

Una cuenta, un cuenco, un pronombre que cae
llevamos imposibles, confundimos cosas con Palabras
El mundo se descifra en las minucias.
Tartamudos entre calles y relojes
aturde esa lluvia sin sal
Cabe tanta nieve en una boca
sin Palabras
nadie camina su sombra los días
de asfalto.

19 noviembre, 2017

Sobre la herida, una almendra
y el olor del alba.
Nadie le habla a su infancia sin tocar las
mejillas de ayer y los dientes que llevó
la leche.
Sanar al aire de la luna sin decir mamá,
es hoy.
Todos son momentos
y los momentos
pasan.
Criaturas roídas en
su nombre
pájaros tristes,
raíces destinadas
a otro mapa.
Escucho los aleteos.
Presa en las manos de siempre
los azahares rojos, los arrabales
del deseo cantándome bajito
desde algún rincón.
El lento abrazo del Poema
Inacabado.
Con tu bala de nada
todo, a todos.
Tu barredor de guerras
no alcanza.

18 noviembre, 2017

Era una carta, un título del universo
una falta del amanecer
y buscaba las puertas en la lágrima.
Aquella tristeza queda en
la casa del frío.
Amémonos en la oscuridad
de la violeta.
-Corazón negro, pedazo duro de humo
gira tu tómbola caimán. Pulido y arrastrado,
en tu vida de laguna cosa la hiedra oxida.
Perros  y lirios en la costura del amor
ocurre olvidarse esa parte de la luna
esa parte de la parte.
Invisible belleza
descuido de velero
mar
abre tu anillo,
tu ojo de león
tu ancla hermana
Sé milagro y testigo.
Escríbeme sobre el reflejo
sobre la cuenta de mí
de cien a uno en orden regresivo
hasta que el destino nos reúna
en el lugar menos establecido.